Colegio de Cirujanos Plásticos de Tamaulipas, A.C.

Aumento Mamario

Por el Dr. Eugenio Rodríguez Olivares. Cirujano Plástico. Recertificado por el Consejo Mexicano de Cirugía Plástica, Estética y Reconstructiva, A.C.

Actualmente el aumento mamario se ha convertido en la cirugías estéticas, más segura, con resultados más satisfactorios y la más requerida por las pacientes.
En contra de la creencia popular de que: “un pecho operado siempre se nota”, un aumento bien hecho da una apariencia natural en la mayoría de los casos, siempre que no se pretenda superar el contorno del pecho en dimensiones y estética.
La colocación del material de prótesis debe decidirse en función del tipo de implante, el volumen que se desea obtener, el físico de la paciente (altura, perímetro torácico, complexión, etc) y el envoltorio existente, es decir, el grosor de la piel, la cantidad de grasa y de glándula mamaria; para que la prótesis quede bien cubierta y no se perciba, así si la paciente tiene buena cubierta se le pueden colocar los implantes por debajo de la glándula mamaria y si no posee este acolchado natural, conviene colocar un implante submuscular, para que el músculo cubra parcialmente la prótesis dando la apariencia natural que se espera.

 

aumento mamario

Los implantes más utilizados son los rellenos de gel de silicón que pueden ser redondos y de forma anatómica o bidimensional, con grados variables de densidad del silicón desde viscosa hasta cohesionada, que mantiene mejor la forma anatómica o de lágrima. Algunos cirujanos preferimos los anatómicos cohesionados ya que mantienen un contorno más natural, dando proyección preferentemente al polo inferior y al complejo areola pezón, con lo que se obtiene un mejor resultado estético; ya que los implantes redondos tienen la tendencia a largo plazo a dar una apariencia ligeramente esférica de la mama. Existen en el mercado prótesis inflables de suero fisiológico, las que tienen como ventaja que pueden introducirse vacías y llenarse una vez puestas, lo que permite reducir el tamaño de las incisiones, sin embargo tienen el inconveniente de vaciarse un poco con el paso del tiempo, dejando el polo superior algo deshinchado y la posibilidad de una sensación extraña al tocar el tórax; las prótesis de soya y de hidrogel han sido retiradas del mercado, y es de gran importancia si un cirujano se las propone no sean aceptadas ya que las posibilidades de problemas tanto locales como generales en el organismo están bien documentados por la literatura médica. En casos de asimetría mamaria evidente el cirujano puede corregir la diferencia colocando prótesis de diferentes volúmenes o formas. Y en los de anomalías congénitas del busto como son las mamas tuberosas o la ausencia de mama se debe individualizar el tratamiento para lograr un resultado óptimo, el cual es posible en ambos casos.

Es de suma importancia acudir a una consulta preoperatoria a fin de determinar estos puntos, decidir en conjunto con el cirujano donde estará colocada la cicatriz, y hacer una evaluación del estado general de salud de la paciente además de las indicaciones a seguir tanto preoperatorias como postoperatorias. 
Y si va a efectuarse la Cirugía seleccione a un Cirujano, Anestesiólogo y una Clínica Certificados para la ejecución del procedimiento, lo que disminuirá de manera considerable los riesgos y potenciales problemas. 
Desconfíe de quién le ofrece resultados “mágicos y maravillosos”.